+54(11)5031-0058 - Junín 1063 - CABA - Argentina 

Definición

Movimiento retrogrado del contenido gástrico al esófago a través del esfínter esofágico inferior (EEI). Aunque fisiológicamente pueden existir episodios ocasionales de reflujo, como la regurgitación en los niños normales, algunos pacientes desarrollan Enfermedad por Reflujo Gastroesofágico (ERGE), caracterizándose ésta por presentar episodios muy frecuentes o persistentes produciendo esofagitis o síntomas esofágicos o, incluso, secuelas respiratorias.
El reflujo gastroesofágico es la alteración esofágica más frecuente en los niños a todas las edades.

Fisiopatogenia

Existen factores que favorecen la aparición de RGE:
• Disminución del tono del EEI con relajaciones transitorias secundarias a la incorrecta posición anatómica (principal mecanismo)
• Acortamiento de la porción infradiafragmática del esófago.
• Aumento de la presión gástrica con reducción del tiempo del vaciamiento gástrico

Clínica

La ERGE se puede manifestar clínicamente por regurgitación o vómitos, dando lugar a signos de esofagitis por la exposición de la sustancia ácida en el esófago. Los síntomas desaparecen generalmente entre los 12- 24 meses de edad.
Los signos clínicos más frecuentes son:
• Regurgitación y vómitos
• Rumiación
• Tos recurrente
• Inquietud
• Irritabilidad o llanto con los alimentos o sin ellos
Menos frecuentemente se puede encontrar
• Anemia
• Detención del crecimiento
• Síndrome de Sandifer
• Neumonía recidivante
• Otitis media a repetición
• Sibilancias nocturnas
• Bronquitis recidivante
• Hematemesis
• Estridor
• ALTE
En ocasiones, esta enfermedad puede sospecharse por sus complicaciones:

Algortimo Reflujo gastro esofágico

 

Diagnóstico

El primer paso en el diagnóstico es la sospecha clínica. En segundo lugar se debe descartar un reflujo fisiológico, ya que este se trata de un fenómeno normal que con el tiempo se resolverá.
Pueden utilizarse diferentes tipos de estudios para establecer el diagnóstico de ERGE:
Seriada Esófago Gastroduodenal (SEGD): Valora trastornos anatómicos como estenosis, acalasia, hernia del hiato u obstrucciones.
Phmetría de 24 horas: prueba sensible y cuantitativa que aporta datos relevantes para el diagnóstico de reflujo ácido (el tipo más frecuente).
Endoscopía y Biopsia: permite el diagnóstico de esofagitis erosiva y sus complicaciones como las estenosis y el esófago de Barret.

Tabla Complicaciones digestivas y extradigestivas

Digestivas Extradigestivas
Sangrado
Esofagitis
Odinofagia
Esófago de Barret
Disfagia
Faringitis
Disfonía
Otitis recurrente
Bronquitis recurrente
Dolor retroesternal
Baja talla
Asma
Anemia
BradicardiaSíndrome de muerte súbita

Tratamiento

Medidas conservadoras
Medidas dietéticas: Fraccionamiento de la alimentación. En los niños mayores, evitar las comidas ácidas.
Medidas de posicionamiento: En los niños mayores se sugiere durante el sueño una posición en decúbito lateral derecho con elevación de la cabecera. La posición supina aumenta los episodios de reflujo, pero dado que se recomienda esta posición para prevenir la muerte súbita del lactante, se recomienda mantener esta posición para dormir.

Tratamiento farmacológico

Antiácidos: Provocan una rápida, pero transitoria mejoría de los síntomas, ya que neutralizan la acidez. No se aconseja el uso regular de estos por sus efectos adversos de diarrea (magnesio) y estreñimiento (aluminio)
Bloqueantes de receptores de histamina 2: (cimetidina, ranitidina)
Inhibidores de la bomba de protones: omeprazol
Proquinéticos: cisapride, moperidona

Tratamiento quirúrgico

• Funduplicatura de Nissen (360º)

 

Descargar artículo

¿Dónde estamos?